Skip to content Skip to footer

1c1 constante “Yosemite”

  • Disposición inicial flexible (para jugar el 1c1 desde varias posiciones)
  • Fintas de recepción y/o autobloqueos
  • Atender a la reducción de espacios (en ataque y en defensa)
  • Atacar desde la recepción
  • Uso eficiente del bote
  • Diferentes lecturas (encontrando la finalización más adecuada)

Para construir esta flexible pero exigente situación constante de 1c1 tenemos que, en primer lugar, separar a todos los jugadores disponibles en tres filas tal y como podemos observar en nuestro gráfico destacado.

PUBLICIDAD

Los defensores empiezan situados –aproximadamente– debajo de la canasta.

Los atacantes, todos con balón menos el que da comienzo al ejercicio, se distribuyen en las dos posiciones exteriores.

El primer atacante, sin balón, se desplaza hacia la posición de su defensor y, tras establecer contacto con él (chocando los cinco, por ejemplo), sale a recibir el pase del compañero que corresponda sobre la línea de tres puntos.

A partir de ahí, el atacante juega su 1c1 empleando un máximo de tres o cuatro botes y sin la posibilidad de cargar el rebote ofensivo (permitimos un único lanzamiento a canasta en cada acción).

Estas reglas condicionantes tienen dos objetivos: por un lado, incentivar la verticalidad y el uso eficiente del bote; y, por otro, agilizar la dinámica del propio ejercicio para evitar que nuestros jugadores estén demasiado tiempo parados y sin participar.

Después de ese 1c1 inaugural, el ejercicio continuará conforme expone nuestro último gráfico: el jugador que ha pasado su balón se convierte en el nuevo atacante y se desplaza para recibir en el lado contrario (desde donde jugará su 1c1).

No obstante, si algún defensor plantea una defensa excesivamente agresiva en la línea de pase, siempre existe la opción de jugar una puerta atrás.

La rotación dentro del ejercicio se producirá de forma lógica y natural: el defensor de la última acción ocupará el hueco liberado por el atacante y este, por lo tanto, rotará hacia la fila de los defensores.

Gráfico 1
Gráfico 2